martes, 24 de marzo de 2015

"Clúster": castellanización de "cluster"

Foto: Ayuntamiento de Barcelona
Como sucede frecuentemente en los casos de adopción de términos de otras lenguas, las palabras originales pueden generar cierta resistencia entre los hispanohablantes más tradicionalistas. Esto acontece con el sustantivo “clúster”, proveniente del inglés “cluster”.

Cuando lo encontré en un texto de publicación reciente, mi primera opción fue buscar alternativas para modificarlo, sin embargo, rápidamente noté que no había en este caso un vocablo de nuestro querido español que sirviera para designar la idea que se quería comunicar. Un “clúster” es un “clúster”: conjunto de centros ubicados en un mismo lugar para intercambiar conceptos y mejorar sus desempeños.

La definición anterior no es extraída de ningún diccionario, pero resume la idea que se pretendía expresar en el contexto del siguiente título:
  • Ministra Muñoz “Clúster universitario posiciona a Maldonado como ejemplo”
  1. En primer lugar, por tratarse de una cita no era posible modificar contenidos en este caso.
  2. Por otra parte, no aparece en español una traducción consensuada sobre “cluster”
  3. Para concluir, la Fundación del Español Urgente recomienda la castellanización “clúster”.
Pareció oportuno entonces mantener el término y castellanizarlo. Claro que la pronunciación varía de la fonética del inglés —lengua en que se diría “claster”— y la del español —clúster—, pero eso no genera inconvenientes para la redacción de textos.

En cuanto al singular, como todas las palabras graves —acentuadas en la penúltima sílaba— finalizadas en consonante que no sea “n” ni “s”, “clúster” lleva tilde. De la misma forma, su plural sería formado por la adición del sufijo “es”: “clústeres” y ya no con la pronunciación inglesa “clusters”.

Lectura relacionada:
"Clúster", según Fundéu

Otras castellanizaciones:
"Estand", en lugar de "stand"
"Chárter" y "chárteres"
 "Récord", no "record"

4 comentarios:

  1. Es lo que pasa con esas palabras que no tienen traducción al castellano, como byte, por ejemplo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, indudablemente se trata de una forma de enriquecimiento del idioma, ya que provee de nuevos términos. Aunque no siempre sea agradable para los hablantes "puristas" del español. Hace más de cien años, la palabra "football" llegó de la misma manera que hoy aparecen términos como "clúster" o el que mencionas "byte". Con el tiempo las palabras son incorporadas y se vuelven "normales" para cualquier hablante. ¿Alguien duda de que "fútbol" sea un vocablo totalmente natural para cualquier persona de estas latitudes?
      Siempre es un gusto saber que estás por ahí, Gabriela, con la amabilidad de enviar tus buenos aportes.

      Eliminar
  2. El último párrafo debió empezar con "En cuanto al singular"; no "En cuanto al plural".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy amable, Alberto. Lo corregiré a la brevedad. ¡Feliz año!

      Eliminar