martes, 30 de abril de 2013

Puntuación en pie de página

Foto:  Blog Tachyred

En las publicaciones en las que aparecen fotos, imágenes o cuadros es necesario redactar un pequeño texto que sirva para especificar de qué se trata el contenido de estos recursos gráficos. Es lo que conocemos como “pie de imagen”.

En la mayoría de los casos, este texto consiste en una comunicación que funciona como una etiqueta para agregar información a la imagen. No es necesario separarlo gráficamente de otros enunciados, por lo que no hay necesidad de utilizar punto al final de esta expresión.

Según la Ortografía de la Real Academia Española (2010), puede haber excepciones en casos en los que el texto del pie de imagen incluya más de una oración o un discurso con extensión que represente mayor complejidad.

En particular, se considera necesaria la precisión estos datos, a fin de corroborar la identidad de la persona que aparece fotografiada. También es importante contextualizar, agregar información acerca del lugar y las circunstancias en que se realizó la toma.

En todo caso es necesario cuidar la exactitud conceptual y la corrección ortográfica, ya que se debe entender a la imagen y su respectivo pie como un agregado paratextual, que enriquece al contenido global acerca del cual redactamos.

Algunos casos más en los que no se debe agregar punto:

  • Títulos
  • Subtítulos
  • Textos publicitarios
  • Índices temáticos
  • Enumeración en lista (como esta) 
  • Dedicatoria
  • Nombre de autor
  • Después de signos de exclamación o interrogación
  • Después de puntos suspensivos
  • Antes del cierre de una raya, un corchete o paréntesis

Lecturas recomendadas:

1 comentario:

  1. A veces, la noticia gira en torno a la foto que se le inserta.

    ResponderEliminar